Cómo cumplir el Documento Básico DB-SI, seguridad en caso de incendio

Para cumplir las exigencias básicas de seguridad en caso de incendio, definidas en el Código Técnico de la Edificación CTE, es necesario seguir las reglas que establece el Documento Básico DB-SI Seguridad en caso de incendio y cumplir lo que nos pide en cada punto. 

Cumpliendo esas exigencias básicas, se satisface el requisito básico “Seguridad en caso de incendio”, que consiste en reducir el riesgo de que los usuarios de un edificio sufran daños a causa de un incendio.

Objetivo del artículo

Saber cómo cumplir el Documento Básico DB-SI Seguridad en caso de incendio (del Código Técnico de la Edificación CTE), a la hora de elegir y dimensionar un muro o tabique de fábrica de ladrillo.

Cómo cumplir el DB-SI

Siguiendo las tablas del DB-SI, que indican la resistencia al fuego que deben cumplir las paredes, podemos establecer qué tipo de material se debe emplear para cumplir los objetivos del CTE.

En concreto, la tabla 1.2 del DB-SI es la que establece la resistencia al fuego de las paredes, techos y puertas que delimitan sectores de incendio. Dicha resistencia varía en función del uso del edificio o establecimiento (residencial, comercial, un aparcamiento…) y de la planta en la que se encuentre (la altura de evacuación). El valor que nos da esa tabla es en el caso más restrictivo y el que mejor se va a adecuar a cualquier situación. Por eso, aunque en las siguientes tablas obtengamos un valor menor, la tabla 1.2 prevalece sobre el resto.

Si profundizamos más en el CTE, la tabla 2.1 clasifica los locales y las zonas de riesgo especial en 3 tipos de riesgo: alto, medio y bajo. Según el uso del local (por ejemplo: talleres, almacenes, cocinas…) y según su tamaño, tendrán un grado de riesgo u otro.

Una vez que sabemos qué tipo de riesgo tiene el local, la tabla 2.2 nos indica la resistencia al fuego de las paredes y techos que separan la zona del resto del edificio.  

Sabiendo la resistencia al fuego que debe cumplir nuestra partición vertical, vamos a la tabla F.1, que establece la resistencia al fuego de muros y tabiques de fábrica de ladrillo. Esa resistencia depende de su espesor y del tipo de revestimiento que lleven. Así, elegiremos el material que cumpla los requisitos establecidos en las anteriores tablas. 

Por tanto, podemos saber qué material debemos introducir en los sistemas constructivos para que se cumplan las exigencias del CTE, sin necesidad de aportar ensayos extras del material. 

Flujo de trabajo

Para llegar a la definición del tipo de muro de fábrica que debemos utilizar, tenemos que tener en cuenta:

  • El tipo de local o zona; y qué parte delimita del resto del edificio
  • El tipo de riesgo que tiene el local
  • Las condiciones que presenta para considerar el EI correcto

Ejemplo:

Análisis de las particiones verticales de un sector de incendios en un sótano, para llegar a la definición del tipo de muro que se debe utilizar.

Superficie construida:   

  • Sector trasteros: 258,21 m2
  • Sector escaleras evacuación: 31,54 m2

En primer lugar, debemos saber el riesgo que tiene el local, según su uso y la superficie construida. En este caso, los locales con uso de trasteros dentro de un edificio destinado a residencial vivienda, con una superficie construida entre 100 y 500 m2, según la tabla 2.1, tienen un factor de riesgo medio.

Una vez que tenemos el tipo de riesgo, pasamos a la tabla 2.2. En ella, seleccionamos las características de la partición que estamos analizando. En nuestro caso: “Resistencia al fuego de las paredes y techos que separan la zona del resto del edificio”. Y como nuestro trastero tenía un riesgo medio, entonces las paredes y techos de nuestro cerramiento tienen que cumplir un EI (Integridad y Aislamiento, expresado en minutos) de 120.

Tabla 2.2. del DB-SI | MURALIT

Como comentamos anteriormente, la tabla 1.2 del DB-SI siempre ofrece el EI más restrictivo que deben cumplir las paredes, techos y puertas que delimitan sectores de incendio. Por eso, hay que ir a ella para ver qué EI nos da en nuestro ejemplo. En este caso, al tratarse de un sótano dentro de un edificio destinado a residencial vivienda, la tabla nos indica, aquí también, que las paredes, techos y puertas de nuestro cerramiento tienen que cumplir un EI de 120

Tabla 1.2 del DB-SI

En toda normativa relativa a seguridad se establecen unos valores mínimos de cumplimiento. Siempre debemos basarnos en el caso más restrictivo, para asegurarnos el cumplimiento de esos valores mínimos en cualquier situación o momento.

En nuestro ejemplo, los valores ofrecidos por ambas tablas coinciden, así que no hay duda. Si se diera el caso de que los valores no coincidiesen, el valor correcto sería el que rige la tabla 1.2, al calcularlo en los casos más desfavorables.

Una vez que sabemos el EI, vamos a la Tabla F.1 para saber qué tipo de muro es el más favorable para nuestro cerramiento y cumplir, de esta manera, con las exigencias del Código Técnico.

Como hemos visto, el valor con el que cumple el reglamento un muro en el trastero de nuestro ejemplo, es el de EI-120. Y si vamos a la tabla, ese valor lo cumplen los muros y tabiques de fábrica de ladrillo hueco, con revestimiento de enfoscado por las dos caras, con un espesor de la fábrica mayor de 110 mm.

Tabla F.1 del DB-SI | MURALIT

Más concretamente, si elegimos, por ejemplo, un Ladrillo Hueco Triple Gran Formato (50x25x11 cm), cumplimos los valores exigidos por normativa hasta para el caso más restrictivo de EI-120 para el perímetro del sector especial de incendio.

Conclusión

Siguiendo las tablas del Documento Básico DB-SI Seguridad en caso de incendio, del Código Técnico de la Edificación CTE, a partir del tipo de local, su uso, el nivel de planta en el que se encuentra y el riesgo del edificio, llegamos al EI más restrictivo que se debe tener en cuenta para establecer el tipo de muro de fábrica más apropiado y cumplir, así, los objetivos del Código Técnico.

Finalmente, si seguimos el Código Técnico de forma exhaustiva, el arquitecto podrá llegar a plasmar soluciones constructivas más eficientes.

¿Te gusta este artículo? ¡Compártelo!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario